Tipo de plaga
Ácaros
Taxonomía: Ácaros
  • Eriophyidae
Condición:
  • Presente
Cultivos / Órgano afectado:
Descripción biológica

Adulto: hembra vermiforme, de color hialino con tendencia a amarillo pálido. Mide de 0,10 mm a 0,12 mm de largo y 0,03 mm a 0,04 mm de ancho. Su cuerpo presenta entre 50 a 60 anillos dorsales y ventrales. El escudo es granuloso lateralmente y con ornamentación poco evidente en el centro. En este se encuentran dos setas de una vez y media el largo del escudo. El aparato reproductor está cubierto por una lámina epiginial con 12 líneas longitudinales. El macho es similar a la hembra, pero de tamaño ligeramente inferior.
Huevo: pequeño, esférico y transparente, de difícil hallazgo en los monitoreos y en observaciones estereomicroscópicas.
Ninfas: posee dos estadios ninfales, ambos con características morfológicas similares a los adultos, pero de menor tamaño.
Ciclo bioecológico:
Pasa el invierno al estado de hembra adulta, bajo los tricomas del envés de la hoja. En primavera, el macho siembra los espermatóforos y en ese mismo lugar es donde la hembra deposita sus óvulos. De ahí surge la nueva generación, encontrándose en un breve lapso todos los estados al mismo tiempo sobre yemas y hojas jóvenes. Durante la floración, la mayor parte de la población emigra a los racimos florales, ubicándose en el ovario de las
flores y luego sobre la zona peduncular de los frutos.

Signos y síntomas / Daños

El deterioro que produce en los frutos pequeños son los abultamientos característicos. Sin embargo, es especialmente en las hojas donde se forman depresiones de color verde claro en el haz, que se corresponden con protuberancias en la cara inferior. Estas protuberancias comúnmente son llamadas “agallas o ampollas”, y a la sintomatología se la denomina comúnmente ampollado. En la parte inferior de la hoja, las agallas también son verde claro, tornándose luego marrones como consecuencia del proceso de cicatrización de las heridas producidas por el aparato bucal del ácaro. Durante este periodo la hoja va perdiendolentamente los tricomas. Una característica imputable a este ácaro es que al examinar las agallas de las hojas jóvenes se encuentra una notable y dinámica concentración de individuos, preferentemente en la cara inferior. En las hojas maduras puede acontecer que sobre las agallas no se encuentren individuos, ya que los mismos las han abandonado para dirigirse a tejidos más tiernos.

Bibliografias
  • Cucchi, N.; Becerra, V.; 2015. - En: Manual de tratamiento fitosanitario para cultivos de clima templado bajo riego. - Centro Regional Mendoza San Juan. Ediciones INTA.. - Páginas/s: 349 - ISBN/ISSN: 978-987-521-632-7
Para mayor información de la Bibliografía citada, contáctese con la Biblioteca del SENASA haciendo click aquí.